11/06/2019 | Ahora Malvinas | Política

Política

Quién es Luis Picat, el nuevo intendente de Jesús María

Es empresario agropecuario y licenciado en Informática. En 2008 encabezó los piquetes sobre ruta 9 en contra de la 125. En la elección 2015, perdió la intendencia por poco más de mil votos ante el PRO y el domingo le sacó más de 3 mil de diferencia.

Luis Picat, de 45 años de edad, asumirá como intendente de Jesús María el próximo 10 de diciembre, luego de ganar la elección con más del 54 por ciento del total de los votos con el frente "Jesús María de todos", integrado por la Unión Cívica Radical y el Partido Vecinalista Independiente. Así, le arrebató la ciudad a la macrista Mariana Ispizua, quien obtuvo el 36 por ciento de los sufragios, y le devolvió el Ejecutivo a la UCR después de 12 años.

Picat es licenciado en informática recibido de la Universidad Blas Pascal y hace dos años consiguió un magister en Dirección de Empresas, otorgado por la escuela de negocios de la Universidad Católica de Córdoba. Además, es un empresario agropecuario muy reconocido en la provincia.

En 2008 encabezó el movimiento de productores autoconvocados de la ciudad, que llevó adelante uno de los piquetes más duros que tuvo lugar en Córdoba en contra de la resolución 125. Por entonces, había unos 100 productores de la zona manteniendo los bloqueos sobre la ruta 9.

La concreción de su frigorífico de cerdos de nombre Qualitá, y la consolidación del negocio en el 2014, fue un buen momento en su trayectoria profesional. También es socio de "La Quimera", empresa familiar que junto a Qualitá conforman dos modelos de producción integrada en el norte cordobés.

En 2016 asumió como presidente de la Sociedad Rural de Jesús María por una lista única, puesto que ocupó hasta hace pocos meses. Previamente, fue parte de la gestión pública de la ciudad durante el período 2008-2014.

 

 

Marcelino Gatica, ex intendente de la localidad cabecera del Departamento Colón, fue quien arrimó a Picat al Ejecutivo, cuando lo invitó a hacerse cargo de la Dirección de Saneamiento, lugar en el que se desempeñó entre 2008 y 2010. Durante su administración, Jesús María logró certificar normas de calidad internacional para el servicio de agua potable. Al año siguiente, fue nombrado titular de la Secretaría de Servicios Públicos.

Luego de que Gabriel Frizza ganara las elecciones de 2011, pasó al frente de la Secretaría de Desarrollo Urbano, pero duró menos de seis meses en el cargo. Reasumió su banca como concejal electo y las diferencias con el oficialismo se pronunciaron tanto que en 2014 renunció al Concejo Deliberante y anunció que enfrentaría en las elecciones de 2015 a sus anteriores aliados y socios políticos.

En los comicios de ese año, perdió por poco más de mil votos frente a Gabriel Frizza. Hoy le saca una ventaja de más de 3 mil votos a Ispizua. Esto significa un crecimiento de su apoyo de al menos 20 puntos entre ambas elecciones.

Nieto del exintendente Albino Picat, y sobrino de otro de ellos, Héctor Picat, Luis lleva consigo un fuerte legado político. Durante la campaña, no le hizo falta adelantar quiénes integrarían su futuro gabinete. De hecho, dijo que se tomará los seis meses que faltan para elegir no solo a las mejores personas, sino a quienes puedan calzar con el modelo de ciudad que pretende.

Por otra parte, afirmó que, a pesar de estar al frente de la Municipalidad, no dejará de lado su actividad empresarial en el mundo agropecuario, sector en el que cuenta con un fuerte respaldo.