17/04/2021 | Ahora Malvinas | Ciudad de Córdoba

Ciudad de Córdoba

La Municipalidad de Córdoba denunció penalmente la organización de fiestas clandestinas

Lo hizo el director de espectáculos públicos, Julio Suárez. En las últimas semanas se vienen multiplicando la cantidad de fiestas clandestinas que además son convocadas por las redes sociales. Serían estas uno de los principales focos de contagio de adolescentes y jóvenes

El director de espectáculos públicos del municipio presenta la denuncia penal

La Municipalidad de Córdoba presentó este viernes ante la Unidad Fiscal de Emergencia Sanitaria una denuncia penal vinculada a la organización de fiestas y reuniones de concurrencia masiva que, sin los permisos pertinentes por la crisis sanitaria derivada de la pandemia del Covid-19, se realizarían el fin de semana, convocadas por las redes sociales.

"Las fiestas clandestinas se ha convertido en una actividad de sumo riesgo para la salud de los cordobeses, por lo que entendemos que debemos utilizar todas las herramientas que estén a nuestro alcance para trabajar en la prevención y así detectar y desactivar estos eventos”, explicó el director de Espectáculos Públicos, Julio Suárez, responsable de presentar la denuncia.

 

El funcionario presentó pruebas de tres posibles eventos que tendrían lugar en los próximos días en la ciudad de Córdoba, para que se investiguen los perfiles de redes sociales desde los cuales se realizan las convocatorias. 

“Desde el municipio se puso el máximo esfuerzo y todos los recursos pertinentes para el control de este tipo de eventos, siendo necesaria la intervención de la Fiscalía ante la probable comisión de una acción típica que pueda dar origen a la aplicación de una sanción, todo lo cual surgirá de la investigación”, fundamenta la denuncia presentada.

“El desarrollo de este tipo de convocatorias ha proliferado en este tiempo de restricciones de circulación y de limitación de actividades de esparcimiento en espacios cerrados, siendo de difícil control por parte de las autoridades de los distintos ámbitos gubernamentales, atento la informalidad de la convocatoria y la velocidad con que la misa discurre por las redes sociales”, amplía el escrito.